Siempre he tenido una buena relación con mis primos Eulalio, Armando y Angie esta era menor en ese entonces ella tenía 17 años de diminuta tamaño 1.55 aproximadamente tienedora de una preciosas piernas, bien torneadas y un trasero que no tengo palabras, yo tenía diecinueve años.

Nos tocó convivir mucho de niños así que la confianza era enorme. Pues todo el rollo comienza en una noche de antro con Eulalio, Armando y Angie, no la pasamos excelente había Karaoke en el bar con un ambiente agradable y buena música.

No sé cuánto alcohol ingerí pero es todo cuanto recuerdo es que le di un trago a mi bebida y zas que despierto con un tremendo dolor de cabeza y la boca seca estaba siendo víctima de la resaca, una ruda cruda, me encontraba desorientado, al poco rato me pude dar cuentan que estaba en la habitación de Angie y no solo eso me percate que estaba desnudo y para mi sorpresa no estaba sólo al lado de mí estaba Angie desnuda dormida abrazando la almohada cubriéndola con su diminuto cuerpo, ¿Cómo? ¿Cogí con mi prima?, no me llegaba nada a la mente no podía recordarlo, es posible que hallamos dormido juntos por la confianza que hay entre nosotros pero no haber tenido confianza, me hacia esa pregunta una y otra vez mi mente se puso en blanco no lograba recordar nada, ¿Cómo era posible que los dos estuviéramos desnudos en una cama? Lo que me intriga es no poder recordar nada

Me levante recogí mi pantalón y camisa me apresure a vestirme, voltee para observar a Angie que seguía dormida con toda su desnudes al aire. Me di vuelta y fui a la cocina para tomar agua y cuando cuando llegue me encontré con mi tía Eloísa que tenía puesta una bata azul al verla la salude: – Buenos dias Como estas

_ Buenos dias ¿de qué manera estuvo la fiesta?

_ No sé no me acuerdo de nada

_ jajaja se te nota, estas crudo verdad

_ si tengo resaca

_ Espérame tantito no tardo

Abrí el refrigerador y saque un gatorage de mandarina el que bebí con desesperación, apenas me lo había terminado, apareció Eloísa me dio dos pastillas una blancona y otra azul.

_ Toma esto te va a mitigar la cruda

_¿qué es?

_Tu tócachelo y te sentirás mejor

Sin más reparos me las tome aguardando me que bajara la cruda. Aún seguía intrigado sin saber que había pasado entre Angie y yo, de tal forma que le pregunte a mi tía si me vio llegar en la noche, me afirmó que cuando llegue muy ebrio y no me dejaron ir a mi casa para evitar un accidente, me lo afirmó sin darle mucha importancia:

_¿Por cierto he notado que me miras mucho el trasero?

_ Qué pena, prometo ser más prudente

_El caso es que te agradan ¿no es verdad?

_ a fin de que voy a mentir me pareces bonita

_ ¿Quién te parece más sensual Angie o yo?

_Las dos tu como dama madura eres muy sensual y exvisitante

_Ya tengo 7 meses que no me cogen

_ yo hace tres días

_ Presumido

_ jajaja

En eso se puso delante de mi abrió una gaveta para sacar una cuchara al inclinarse rozaron sus nalgas con mi miembro, que me provocó una inmediata erección, tomé un mandil y me lo puse para esconder mi exvisitación, pero no pude engañar a Eloísa.

_ De todas formas se te nota que lo tienes parado.

_ Así es y ¿Qué va a hacers al respecto?- conteste

_sólo hay una forma de aplacarlo_ afirmó mi tía dejando caer la bata dejando ver su bien definido cuerpo, unas tetas bien paraditas para ser una señora de cuarenta y dos años

_ Espera no podemos hacerlo somos parientes

_Recuerda que soy la esposa de tu tío, tu y yo no tenemos la misma sangre además ya tengo 7 meses sin coger y ya no me aguanto

Acto seguido me quito el mandil. Me bajo los pantalones a lo que expreso

_Lo tienes de buen tamaño, he tenido más grandes pero el tuyo servirá

_Me son muy halagadoras tus palabras- afirmé mientras que sentía su tibia garganta en mi genital

Ella saboreaba mi miembro, lamiéndolo despacio sin prisas, yo gozaba de aquella felación, podía estar toda mi vida sintiendo ese placer enloquecedor. Y como todo cuanto empieza se debe terminar, cuando estuve a punto de venirme saco su boca de mi polla y me lamio los testículos, mientras que lance semen por litros

_ ahhg que rico

_ ¿Te gusto

_ Si eres divina me has hecho muy feliz

_ Qué bueno que te gusto

Me percate que mi polla seguía erecto a pesar de haberme venido, ella se acercó a mí, nos abrazamos y acariciamos nuestras espaldas, le pase el aliento por el cuello hasta llegar a sus oídos, al mismo tiempo acaricie sus nalgas, no eran muy amplias pero paraditas listas para la acción, la cargue directo a la mesa abrí sus piernas e introduje mi miembro, dio un pequeño suspiro, comencé con el viejo mete y saca, mi polla adentro de esa húmeda caverna del placer de pronto la mesa no aguanto nuestro peso destruyéndose caímos al suelo, soltamos una enorme carcajada

_ Hay ya no puedo más con la risa_ Exclamo Eloísa

_ Ni yo tampoco jajajaja

_ Vamos al sitio adecuado_ afirmó Eloísa tomándome de la mano nos dirigimos a la habitación , mi tía se tumbó en cama abriendo sus piernas dejándome libre espacio metí mi pene en su raja ella me rodeo con sus piernas, propinándole el mete y saca, sólo se escuchaban nuestras respiración entre cortadas y el chirrido de la cama, ella araño mi espalda aferrándose a ella busque sus labios, dándonos un beso de lengua intenso, en eso ella me solicitó que me detuviera un instante la voltee a ver tenía la cara morada, entonces le temblaron las piernas, sentí como su cueva apretaba mi verga, me baño de fluidos, teniendo un eminente orgasmo

_ Ya puedes seguir_ Dijo mi tía

_ voy a parar tantito_ me llama la estoy libre que ya me vine hace rato y mi pene sigue erecto

_ ¿ Te acuerdas que te di una pastilla azul?

_ No me afirmes que era viagra

_ jajajaja me descubriste

Con razón tenía tanta potencia ese misterio ya había sido resulto sólo ahora me falta aclarar que paso con entre yo y mi prima, pero eso lo descubriré después

_ Me contaste que tenías 7 meses sin coger ¿qué pasa? ¿Mi tío no te complace?

_ NO él es muy distante, sé que me pone el cuerno con otra más joven

_ Pero si tú eres preciosa.

_ Ya no deseo charlar de eso, oye deberías aprovechar la erección que traes

Ok

Acerque mi miembro a ella le cual lo tomo lo metió entre sus tetas, proporcionándome una rica cubanita, sus tetas no eran muy grandes pero estaban paraditos, le daba lengüetazos a la cabeza de mi paquete siguió rozando sus tetas con mi pene, el que le escupía para hacerlo más resbaladizo.

Me acosté en cama, Eloísa se montó sobre mi verga, la cabalgo moviéndose de una manera deliciosa jamás me había cogido a alguien que me diera tanto placer, cerré un instante los ojos:

_ Abre los ojos deseo que me veas

_ Ya te estoy viendo

_ ¿Qué me haces? _ interrogo Eloísa

__ Te estoy cogiendo

_ Que rico me agrada de qué manera me estas cogiendo

_ ¿Quieres que te coja más?

_ Siii quisiese que esto jamás se acabara tienes una enorme verga, Hay. Hay Hay me vengoooo siiii ahhhggg aaaagghhh siii

_ Me vas a matar de placer_ afirmé yo

_ Ya me vine dos veces y tu sólo una_ afirmó Eloísa

_ Es verdad tenemos que nivelarnos

La jale de las piernas hasta la orilla de la cama se las abrí y me percate de su aroma a sexo, no lo pude evitar metí mi cabeza por en la mitad de sus piernas a su cueva mi lengua resbaladiza comenzó a moverse jugando con los labios superiores hasta encontrar el anhelado clítoris, el que trate con delicadeza, entre jadeos y gemidos mi tía me tomo de la cabeza indicándome que me moviera de forma circular, le di unos cuantos lengüetazos para después parar y con las piernas abiertas le introduje mi miembro.

_Si trátame como una zorra

_ En verdad eres una zorra, mereces una buena cogida

_ Si dámelo duro

Se lo di con fuerza sin piedad me empecé a mover rápido y duro, ella me rodeaba con sus piernas, no tardamos en estar bañados en sudor, se veía increíblemente sensual me tenía muy exvisitado

_ Así dámelo así

_ Eres una zorra

_Soy tu zorrita aaggmmm

Las envestidas eran duras no le di cuartel ni descanso, mi tía se ahogaba entre jadeos y gemidos, pidiendo ser cogida, me estaba empezando a cansar por lo que le saque mi verga de su guarida, tome a Eloísa y la coloque a modo de pose del perrito sin demora le metí la verga en la raja esa cueva de la felicidad, le empecé a dar duro y parejo chocaban mis caderas contra su trasero duro sonaban los chirridos del colchón y los gritos de Eloísa de placer, le estilaban gotas de sudor de la frente al mismo tiempo le sudaban las nalgas el brillo de sudor la hacían ver muy sensual, seguí dándole duro a esas nalgas exvisitantes cuando de pronto sentí llegar mi semen, saque rápido mi pene de la raja y afuera solté chorros de semen sobre su trasero Ahhhgg fue riquísimo

Caí desplomado había sido muy intenso, ella se recostó al lado de mí puso su cabeza en mi pecho, yo acaricie sus cabellos y su nuca.

_ Esto es lo mejor que me ha pasado_ Exclamo Eloísa

_ A mí asimismo, me hiciste gozar ¿pero tú crees que este bien el incesto?

_ No es incesto soy tu tía política, además el gozo ya nadie no lo quita

_ Tienes razón técnicamente no fue incesto

_ No es que te corra pero tu tío no tarda en llegar

_ Me acostare en el sofá no tengo fuerzas para manejar

_ Yo me daré una ducha

Salí del cuarto con cuidado de no encontrarme a mis primos, baje hasta la cocina me tome 4 vasos de agua estaba un tanto deshidratado, entonces me acosté en el sofá, con la incógnita aun no clara sobre si me cogí a mi prima Angie, lo investigare y se los hare saber en la próxima publicación hasta entonces

369 View